Una pichula monstruosa hizo feliz a Polly Petrova en glory hole

3 min
No olvides dar Like si te gustó!

La brasileña últimamente está imparable, Polly Petrova fue a un glory hole, parece que no va muy seguido a esos lugares del placer para minas, estaba impaciente, ella se había prestado para esta práctica perversa pero esperando que al menos le dieran un pico grande y rico, negro y de los venosos porque eso estimula más sus paredes vaginales, sin embargo hasta ese momento eso era para ella solo una fantasía y por eso su impaciencia, pueden imaginar su alegría cuando apareció esa pichula negra, la mina lo primero que hizo fue hacerle una felación, como diciéndole que eso era amor a primera vista, no conocía al dueño de semejante tula pero se lo cogió como si fuera el amor de su vida y todo a través de un agujero!