Una mina dulce y tierna amante de los animales terminó con el choro lastimado por mi culiada


No olvides dar Like si te gustó!

Me gustan mucho las minas que tienen aspecto de dulces y tiernas, me gustan más que las otras que parecen salvajes porque resultan ser mucho más bestias al momento de tirar y al mismo tiempo la cara de dolor que ponen cuando les meto mi animal es algo que me excita mucho y a ellas también pero esta vez le tocó a Miriam, una compañera del trabajo que es preciosa y todos se la quieren culiar, pero yo me impuse y me la llevé al motel como pueden ver, sus tetas firmes y redondas por eso se las acaricié antes de meterle el pico por el culo, ella se alegra mucho cuando me la tiro pero esa noche fue especial porque la dejé lastimada pero me agradeció por el buen sexo y me prometió un rico oral en las oficinas el Lunes a primera hora.



Tweet