Un pico blanco y cabezón entusiasmó a Daisy Summers

25 min
No olvides dar Like si te gustó!

Daisy Summers llegó a casa contándole al hermano que en su vida solo había sido cogida por tipos de pico chico, ella ya estaba cansada aunque lo decía con cierta risa, le causaba gracia el haber visto solo ver tulas pequeñas en su vida pero dentro de sí la mina tenía dolor por no haber experimentado placer del bueno, el hermano entonces le dijo que era hora de que comience a disfrutar del sexo porque ya está grande y ese coño dispersa un aroma que lo tiene como loco, cuando sacó la pichula la mina quedó sorprendida "cómo te atreves, esa verga es real?" es lo que dice ella, luego no puede más y olvida que es su hermano, mamonea rico la tula y termina bien culeada como era su deseo.