Nuestro Sugar Daddy nos acompañó en nuestro directo lésbico

21 min
No olvides dar Like si te gustó!

Mi amiga conoció al viejo en la pega, ella trabaja en un restaurante turístico en Valparaíso y ahí fue donde se dio cuenta al tiro de la solvencia económica del viejo, inicialmente me pareció algo malo que ella se metiera con un hombre demasiado mayor para ella, pero vueltas que da la vida weones, ahora yo también quiero estar con el viejo, ya habíamos hecho antes cosas lésbicas y por Webcam, pero meter en el asunto al viejo fue algo que nos gustó mucho, los comentarios fueron de todo tipo, lo que más hicimos fue jugar con nuestras vaginas, qué rico sapito tiene la perra, pero estar con el macho viejo presente elevó la intensidad del placer, qué rico. 


Compartir Tweet