Mi mujer me agradeció porque en sueños sintió placer por el poto

7 min

Mi mujercita había salido la noche anterior con las chismosas de sus amigas y al parecer se pasaron con las chelas pues a la mañana siguiente mi gordita potona estaba muy cansada durmiendo aunque ella decía que era por el exceso de trabajo, me sentí mal por mi polola y decidí alegrarle la mañana enterrándole la pichula en ese lindo poto, ella se despertó pero siguió descansando y se la metí más fuerte para que me haga caso, esta mina tiene un buen culo y aunque no me haya hecho mucho caso me disfruté bien rico esos ricos cachetes.

Compartir Tweet