Le dieron de comer verga a Meana Wolf en la cocina

16 min
No olvides dar Like si te gustó!

Meana Wolf está disfrutando de su vida en pareja, ya se ha mudado a vivir con su novio y todo, están felices, ella está tan contenta y se siente tan dichosa de esta nueva etapa de su vida que no le importa andar por casa con el culo al aire, así se lo ventila mejor y siente más rico, además está preparada para cualquier culeada inesperada, como la que están por darle justo cuando estaba por preparar un nutritivo desayuno, ella conversa con el pololo y le dice lo mucho que lo ama, él prefiere de desayuno una chupada de sapito y le succiona muy rico todos los nutrientes de la vagina de Meana, ella siente tanto placer que no puede hacer otra cosa que darle una buena chupada a la tula del macho, esa verga le supo a un manjar del olimpo! y faltaba la penetrada que ella disfrutó como nunca. 


Compartir Tweet