La suegrita comprobando la calidad de mis mecos con la boca

2 min
No olvides dar Like si te gustó!

Yo ya sabía que esto podía pasar en cualquier momento, lo supe por la forma en que mi suegrita me miraba cada vez que estaba con mi mujer en casa, apenas hace un mes que empezamos a vivir en casa de la suegra por algunas cuestiones pero ya ven que nos estamos llevando bien chido, es buena onda la doña y encima me hace buenos desayunos, pero el otro día ya se pasó de lanza cuando me dijo que esperaba pronto tener nietos pero tenía una fuerte necesidad de comprobar la calidad de mis genes y eso solo lo podía hacer mamando mi verga y saboreando los mecos, al principio me quedé sorprendido pero ella se encueró y me dijo que ya "a cojer!". No lo hace nada mal la doña.