Julia Jones, una mucama gordita y obediente

9 min
No olvides dar Like si te gustó!

Dios bendiga a las gorditas, porque sin ellas la vida sería muy aburrida, sobre todo si son como Julia Jones, una alemana preciosa y de buen comer, pero todo de lo que se alimenta se distribuye bien en su cuerpo, de ahí es que vemos que la mina tiene un culo hermoso y unas tetas que son para volverse locos!, la mina había conseguido esta pega y tal vez no pensó en las consecuencias de tener a un jefe caliente, pero tampoco es que le molestara, por el contrario la mina estaba entusiasmada por saber que le iba a chupar la tula, no era gran cosa ese pico pero al menos ella supo cómo chuparlo, disfrutó tanto la mamada como la culeada, después de ese gusto enorme para ella prosiguió con sus deberes de limpiar la casa.


Compartir Tweet