Gordita tetona no puede controlarse con el pico de su amante

11 min
No olvides dar Like si te gustó!

La mina se encontraba sola en su pieza, tenía muchas ganas de tener una verga para chupar pero parecía condenada a tocarse ella sola, la mina es Christy Marks y es una gordita muy golosa, hambrienta siempre por más pico, uno se da cuenta de eso cuando llega por fin el amante y ella ya está lista para entregarse al sexo más duro de su vida, la chucha la tiene mojada y el culo más rojo que de costumbre, pero tanto apetito tenía que apenas vio a su marido le agarró la pichula y no dejó de mamarla, la frotaba con sus tetas y seguía mamando, estaba incontrolable, con sus lentes puestos logró extraerle toda la crema y no desperdició una sola gota, toda fue para adentro en su boquita.