Fuerte culeada a maraca frente al inmenso océano

7 min
No olvides dar Like si te gustó!

No es nada barato alquilar uno de estos yates weones, pero creo que si uno le pone ganas a la vida y trabaja de sol a sol puede lograr cosas, cosas importantes como tener una buena cuenta bancaria que solvente este tipo de caprichos, la mina fue una recomendación especial de unos primos quienes la enviaron a mí para complacerme, ella sabía que yo la iba a compensar generosamente con una «propina», bajé a uno de los camarotes donde estaba ella y observaba encandilada el vasto océano, parecía reflexiva, le agarré el culo y me mamó el pico, estaba muy feliz pero tranquila al mismo tiempo, luego de una mamada de pico la puse en una posición de sumisión para meterle el pico y explotar toda mi ira en su culo.


Compartir Tweet