Empecé por su vagina y terminé en su boca

14 min
No olvides dar Like si te gustó!

Cuando nos conocimos la mina no era tan ramera como ahora, pero entiendo que las personas cambian y ella conmigo ha tenido una evolución importante, algo que jamás me había pasado con otras minas, ella me llamó y me dijo que su madre estaba durmiendo y que necesitaba sexo, era un momento propicio, no teníamos planes de ir a carretear así que fui al tiro a su casa y la encontré desnuda con un aceite aromático especial para lubricarle la vagina, se la unté y por ahí se la metí, no decía nada pero es que se ha vuelto muy obediente, no sé cómo lo hace pero penetrarla cada vez es una experiencia diferente, no quiero meterle el brazo entero porque la puedo lastimar, pero vean lo perra que es, toda mi crema la recibió en la boca!


Compartir Tweet