Después de una rica culiada a mi puta le disparo toda la leche en el culo para el cutis!


No olvides dar Like si te gustó!

A mi polola le encanta el sexo anal, según ella es más rico que el sexo vaginal porque siente que su agujero más vulnerable le da la espalda a la naturaleza y en cierta forma tiene razón y creo que por eso nos entendemos tan bien, la primera vez que le hice un anal a esta perra lloró pero con el tiempo se acostumbró y ahora nunca está tranquila si no le empujo la tula en medio de esos cachetes tan ricos, a veces le gusta que le llene los intestinos con mi leche pero en ocasiones lo quiere todo en su poto y en la espalda porque es bueno para su cutis, esta vez quise grabarlo para que ella misma vea lo bien que la hago gozar y la buena puntería que tengo para satisfacer su necesidad de sexo sucio.