Chiquillo no tuvo más remedio que cogerse a su madrastra gorda

8 min
No olvides dar Like si te gustó!

Alura Jenson es presa de sus impulsos, muchas veces se ha dejado llevar por la pasión del momento, pero ya con el tiempo la mina ha madurado y ha aprendido a controlarse, pero una rubia así de enorme y deliciosa siempre tiene algo que la hace puta de nuevo, es justo lo que le pasa con su hijastro, ella va donde él y le pide que le meta el dedo en el culo, puede sonar descabellado pero la gordita habla  muy en serio, el tipo tuvo que meterle el dedo en el culo y sintió que era rico así que terminó metiéndole pico, a una mujer así de grande no es fácil complacer, pero valió el esfuerzo.