Caballo Loco quiso dejar la promiscuidad pero la madrastra no lo permitió

10 min
No olvides dar Like si te gustó!

Podríamos decir que incluso le tendieron una trampa a nuestro buen amigo Juan el Caballo Loco, porque él ya había hecho públicas sus intenciones de tener una relación seria y dejar de culear minas por aquí y por allá, pero la suegra lo llamó para que se haga cargo de su hija, es decir su polola, pero apenas llegó el buen Juanito fue seducido por la vieja quien agarró la macana del chiquillo para meterla en su propia vagina, luego dejó a la hija borracha para tener una conversación seria con la otra y decirle que tenía que ser una hija buena y obedecer, llamó a Juan y le ordenó mamarle la verga, cosa que la rubia hizo de una forma muy obediente, es una familia rara pero se la pasan bien!


Compartir Tweet