Buen samaritano ayudó a Abella Danger y le reventó el culo

12 min

Abella Danger daba un paseo en bicicleta cuando de pronto sufrió un accidente, tuvo una caída muy fuerte pero por suerte para ella un buen samaritano estaba a pocos metros ejercitándose para ser fuerte y toda la wea, la llevó a su casa para dejarla descansar y examinarle las piernas y el poto a ver si no tenía alguna lesión de consideración, todo bien, la culona solo se había asustado por la caída y le dio la curiosidad de ver el pico negro y grande de su rescatador, le sorprendió el tamaño y dado que la mina estaba sedienta empezó a chuparlo, se lo puso en la cara y y minutos después ya estaba bien atorada por el culo, de lo malo hay que rescatar lo bueno y ella lo sabe bien.

Compartir Tweet