Brooklyn Chase también quiso probar una pija desconocida en el gloryhole

11 min
No olvides dar Like si te gustó!

Brooklyn Chase es una de esas minas a las que fácilmente uno podría considerar como una diosa del sexo y diosa en general porque tiene un cuerpo increíble, sus tetas son fuente de inspiración para obras de arte pero además es una mina que ya pasó la barrera de los 30 y se sigue viendo como una mina de 19, ella ha visto lo bien que la pasan sus amigas cuando van al gloryhole y como es lógico también tuvo esa curiosidad por probar los placeres de mamar un pico sin saber a quien le pertenece, ella fue y la pasó bacán, antes de recibir el regalito fálico se tocó las tetas pero cuando finalmente hizo su aparición un pico ella como una golosa puta lo chupó, pero ella necesita más… por eso a veces un pico no es suficiente. 


Compartir Tweet